(Entrada)
VEN Y SÍGUEME

Tú, Señor, me llamas,
Tú, Señor, me dices:
"Ven y sígueme",
"ven y sígueme",
Señor, contigo iré,
Señor, contigo iré.

Dejaré en la orilla mis redes,
cogeré el arado contigo, Señor;
guardaré mi puesto en tu campo,
sembraré tu palabra en mi pueblo,
y brotará y crecerá.
Señor, contigo iré,
Señor, contigo iré.

Dejaré mi hacienda y mis bienes.
Donaré a mis hermanos mi tiempo y mi afán.
Por mis obras sabrán que Tú vives,
con mi esfuerzo abriré nuevas sendas
de unidad y fraternidad.
Señor, contigo iré,
Señor, contigo iré.